¿Por qué es mejor estudiar idiomas en grupos pequeños?

En la actualidad, el inglés es el idioma que más utilizan los usuarios de Internet (más del 25%). Por lo que, a buen seguro, querrás aprenderlo en el entorno ideal para llegar a dominarlo en su totalidad.

Sin embargo, no pocos son los que terminan en aulas con muchos estudiantes a la vez, donde el profesor no puede conocerlos bien a todos, no les brinda atención personalizada y, por consiguiente, al final del periodo no dominan el nivel del idioma que corresponde al curso. Debido a todo esto, los estudiantes pueden llegar a quedar muy decepcionados al ver que sus expectativas no se cumplen como habían previsto.

A continuación te damos las razones por las cuales creemos que es fundamental que los grupos en inglés sean reducidos.

  1. Planes de aprendizaje adaptables y flexibles

El profesor puede conocer las capacidades y necesidades de cada alumno, esto le permitirá crear un plan de estudio que se adapte a todos y cada uno de ellos.

  1. Es más fácil resolver dudas y recibir retroalimentación

Si te cuesta comprender un concepto, en un grupo pequeño será más fácil que recibas la ayuda del profesor o de otro estudiante. Asimismo, el docente puede darle sugerencias personalizadas a cada uno para que mejoren su escritura y pronunciación.

  1. Mejora el nivel de confianza de los alumnos

Es todo un reto participar o hacer una pregunta en una clase con muchos estudiantes, quizás pienses que los demás podrán burlarse de ti si te equivocas. En cambio, en un aula con pocas personas, será más fácil que sientas la confianza en participar y aprenderás mejor y con mayor rapidez.

  1. Se desarrollan competencias de trabajo en equipo

En los cursos de inglés son muy útiles las discusiones grupales y la elaboración de trabajos y ejercicios en equipo. En grupos pequeños, esta tarea será más sencilla para ti, ya que se genera un ambiente más íntimo.

Por lo tanto, si tu objetivo es aprender inglés de forma más rápida y eficaz, te recomendamos que realices el curso donde las aulas tengan un máximo de 8 alumnos. De esta manera, de seguro quedarás satisfecho con el aprendizaje obtenido.

  1. Se fortalecen las relaciones sociales

Los grupos reducidos permiten que haya más contacto social y se consigue crear y fortalecer los vínculos con personas con diversos orígenes y motivaciones. De esta manera, se añade un elemento de valor, haciendo de los grupos reducidos un importante foco de intercambio cultural y, por qué no, la generación de lazos afectivos.

Decidirse por aprender inglés es una excelente oportunidad para ampliar las posibilidades profesionales. Hacerlo en grupos reducidos, como en la modalidad que ofrece Aston School, es la mejor alternativa para cumplir con el objetivo de manejar este importante idioma.